Libros gratuitos o sin DRM

Tu Dickens soporta los formatos más habituales que utilizan los libros electrónicos para que el contenido se adapte perfectamente a las pantallas de los lectores.

Formatos adaptables a la pantalla

Estos formatos no estructuran un documento como lo puede hacer un PDF. Sin embargo, permiten ajustar automáticamente la página al lector que la tiene que mostrar en  pantalla independientemente de cual sea éste. No solo eso, podemos decirle que amplíe la fuente, por ejemplo, con lo que el lector se limitará a utilizar una letra más grande y ajustar todo el documento, que pasará automáticamente a tener un número mayor de páginas, mientras que el índice del libro y otras marcas seguirán apuntando a los diferentes capítulos y referencias aunque estos estén ahora en otra página diferente. Además este tipo de tratamiento de un texto facilita muy mucho la conversión automática a otros formatos.

Los formatos soportados son:

  • FB2
  • TXT
  • RTF
  • MOBI
  • EPUB

info

Ten en cuenta que el contenido de la mayoría de los formatos (EPUB, FB2, TXT, etc.) deberán ser texto plano, ya que el lector no permite configuraciones complejas de texto ni maquetaciones
determinadas, únicamente se debe tratar de texto sin formato, solo caracteres.

Los archivos de texto se componen de miles de caracteres, por lo que es normal que el aparato pueda tardar un minuto en cargar alguno de ellos ya que tiene que convertirlos y ajustarlos a la
pantalla. Todo dependerá del tamaño del archivo. Se recomienda que los archivos no sean mayores de 5MB (1MB en el caso de archivos de extensión RTF, etc.).

Puede ser que el marcador inferior de páginas del archivo de texto que estés leyendo no corresponda con la paginación real del archivo. Esto dependerá de la maquetación del archivo original.

Formato PDF

Al contrario que con el EPUB y los formatos anteriores, el formato PDF (Portable Document Format) es un formato desarrollado por la empresa Adobe. Se trata de un formato maquetado, es decir, que estructura un documento de una forma rígida, con un tamaño determinado de página
y otros elementos que luego no se pueden cambiar, como por ejemplo el tamaño del texto, ya que es como si el texto fuera parte de la hoja y no se pudiera extraer.

Por eso si el documento en PDF no tiene un tamaño de página adecuado a la pantalla del lector no podremos leerlo con comodidad, y la función TAMAÑO DE LETRA estará limitada.

Para contrarrestar este inconveniente de los archivos PDF, el lector también es capaz de abrir archivos con formatos EPUB/FB2/TXT/RTF/MOBI. Podrás usar la aplicación 'Calibre' para convertirlo a alguno de estos últimos.

info

Los archivos PDF se componen de miles de caracteres e imágenes, por lo que es normal que el aparato pueda tardar un minuto en cargar alguno de ellos ya que tiene que convertirlos y
ajustarlos a la pantalla. Todo dependerá del tamaño del archivo. Se recomienda que los archivos no sean mayores de 5MB. 

 

¿Fue útil este artículo?

Usuarios a los que les pareció útil: 11 de 17

¿Tiene más preguntas? Enviar una solicitud